Jesuitas España

La realidad de la migración en la Frontera Sur llega al Parlamento de Navarra

El pasado, viernes 19 de febrero, integrantes de Delegación Diocesana de Migraciones en Nador, Marruecos, comparecieron en la Comisión de Solidaridad y Convivencia del Parlamento de Navarra, acompañadas por la ong jesuita Alboan. María Jesús Martín y Claudia Astorqui, trasladaron a ese órgano la realidad de la migración en la frontera Sur, agravada por el contexto actual de pandemia.

La Delegación Diocesana de Migraciones (DDM) trabaja en la capital del Rif atendiendo a personas migrantes en tránsito que llegan a Marruecos, donde se encuentran en situación administrativa irregular ante la imposibilidad de optar por rutas legales de migración.

Esta situación, alertaba Claudia Astorqui, les lleva a que vivan a las afueras de Nador en los bosques, en "tiendas improvisadas hechas de palos y plásticos" y que no puedan acceder a servicios básicos como la sanidad, la educación o una vivienda digna.

En este contexto, DDM les proporciona atención sociosanitaria, así como información sobre el proceso migratorio. También realiza una atención de urgencia en naufragios. Al respecto, Astorqui indicó que el año pasado se produjeron un total de 88 naufragios, de los cuales en 33 desaparecieron todos sus miembros. 

Asimismo, ha implementado una plataforma digital, a través de la aplicación móvil RefAid donde las personas migrantes pueden obtener información sobre los servicios disponibles en la zona donde se encuentran.

Por su parte, la ONG jesuita Alboan expuso en el parlamento navarro su propuesta educativa Más allá de las fronteras-Mugetatik haratago sobre migración y refugio, e incidió en la necesidad de la reforma de la ley de extranjería. Ani Urretavizcaya subrayó que la respuesta a la crisis de la migración tiene que ser individual, social y política, acercándose a las personas de "manera digna" y el director de Alboan, Martín Iriberri SJ, destacó que "se necesita reformar el sistema de asilo y refugio para descentralizarlo" y poder gestionarlo desde las comunidades autónomas donde se acoge a las personas en tránsito.